Las reglas del hormiguero

(…) Puede que te sientas un ser libre porque la vida te ofrece la posibilidad de elegir limón o gaseosa para el tinto de verano, pero en realidad con cualquier cosa que uno haga no está sino obedeciendo las reglas inexorables del hormiguero. Eso mismo que haces, piensas, dices o callas, creyéndote muy ocurrente o extravagante, en este preciso momento millones de personas lo están ejecutando, pensando, pronunciando o callando al mismo tiempo con gestos semejantes, intercambiables. La partitura musical de risas y lágrimas que ejecuta de forma ciega la humanidad apenas tiene una docena de compases. Nuestro destino en lo universal consiste en ser esa hormiga que no se sale nunca del pentagrama. (…)

Hormigas. Manuel Vincent

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Citas, Pensar, Psicología, Sistema. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s